El hombre de las Tabernas

La universidad sabía que nos necesitaba... o eso queremos creer, la ilusión es lo último que se pierde.

 


Vivimos en una época en la que reírse es imprescindible para levantarse cada mañana y acostarse cada noche. “El hombre de las tabernas” es un punto de encuentro para todos nosotros, para expiar el estrés semanal y hacer pasar un rato agradable al oyente. Así nacimos, así crecemos. Nos gusta pensar que cualquiera que se acerca a nuestros podcast se ríe con nosotros o de nosotros, pero se ríe a fin de cuentas. Hacer feliz a alguien es una buena meta en la vida, mejor que enriquecerse vilmente, algo que también tenemos en mente... Pero no nos descentremos.


Este programa de amiguetes saltó a las ondas el 19 de diciembre de 2011. El cómo es una historia en sí misma. Al calor de las buenas novelas, todo empieza con un suceso inesperado: la radio EPS contactó conmigo vía correo del campus y me ofreció la posibilidad de dirigir un programa a mí gusto. No sabían dónde se metían, es obvio. Dar a alguien rienda suelta a su creatividad en un medio como el radiofónico es una bendición, algo de lo que deberían aprender muchos medios que se consideran independientes y plurales (hachazo uno).

 

Con muy poco esfuerzo conseguí un equipo de currantes natos, animales mediáticos por domesticar, dispuestos a cualquier vejación para conseguir una sección. Por aquello de ir entrenando para el futuro como buenos estudiantes de periodismo, nos pusimos a trabajar sin contrato ni salario. Armamos el programa codo con codo (en el club social) y les dejé campo libre para hacer y deshacer a su antojo en sus secciones. Nos quedaban dos pasos por completar: 1) dar un nombre al magazine; 2) evitar que nos echasen tras el primer programa.

La historia tras el título del programa no puede contarse en un artículo, nos la guardamos para narrarla en antena en un programa especial. La intrahistoria del PG1 merece un artículo extra, ¡qué momentos! Espero disponer de unas líneas más en el próximo número de la revista... Y este es nuestro truco, hacer como que hacemos sin hacer nada, muy español –dedicado a quienes abusan de estereotipos como que la educación es un bien al alcance de todos (hachazo dos)–.

Ponerse frente a un micro es algo que da respeto los primeros dos segundos, a partir de ahí todo es mágico. “Es básico preparase un guión” le digo a mis compañeros, aunque yo me lo salto en cada entradilla y despedida que pronuncio. Lo que controlo sin falta son los tiempos de las secciones, por respeto a los taberneros. Cada uno trabaja su sección a lo largo de la semana y, si bien hay varios grados de trabajo (hachazo tres), todos vuelcan su ilusión por hacer mejor al programa.

Pusimos en marcha el barco entre seis, ahora somos siete y no descartamos fichar a un octavo tripulante para la segunda temporada. Una vez consigamos entrar ocho personas a la vez en el estudio, el objetivo será meter un minibar.

Paco Hernaiz creador de “Pack&Roll” (el rey del basket y del pollo asado), Aitor Pérez creador de “El gran chingón” (un poeta que diseña viñetas para cuantocabron), Cristian Ramón Marín Sanchiz (la voz autorizada de R.A.P), José Alcaraz creador de “El partido del Athlétic” (@JoseAlcarazNav1, seguidle en twitter), Alejandro Ferrer creador de “La azotea de Álex” (genio, figura y champion), Antonio Ruíz creador de “La Antonioteca” (Mr. Top 3 superhits) y servidor, Roberto Prada (director y déspota), formamos este proyecto radiofónico conocido como “El hombre de las tabernas” (@Hombredetaberna).

 

Esperamos que en el curso 2012-13 la comunidad de taberneros siga creciendo.

http://eps.ua.es/radio
http://bit.ly/KumCxS

 

 

Roberto Prada González
Alumno de Obras Públicas en la EPS
y Periodismo en la UMH
Director y presentador de “El Hombre de las Tabernas”

Debes estar logueado para poder comentar

EPSAlicante

Twitter EPSAlicante Facebook EPSAlicante Google+ EPSAlicante  

Blog LabsEPS Linkedin EPSAlicante Radio Politécnica RSS Revista Politécnica

Versiones impresas

Galería de fotos

Recibir novedades