De Erasmus en Salzburgo

Hola, soy Alex Jover, estudiante de Ingeniería Multimedia, y he cursado mi sexto y último semestre en la universidad FH Salzburg durante el curso 2014-2015.

La satisfacción de mi experiencia erasmus se puede resumir con 3 palabras: aventura, amistad y enseñanza. Aventura por la cantidad de lugares diferentes que se pueden visitar en los alrededores. Amistad por los lazos que se une con la gente, tanto otros “incomings students” como yo, como gente local si tienes la oportunidad de conocer, por ejemplo en clase. Y enseñanza por lo que he aprendido en las clases de allí, ya que para el caso de Ingeniería Multimedia, tienen bastantes recursos y diversidad de asignaturas donde escoger. Todo esto lo detallaremos a continuación. Desde el inicio todo ha sido muy beneficioso. Cuando llegas, esa misma semana es la llamada “welcome week”, donde se preparan un rango de actividades para introducirte a la cultura austríaca, conocer a los demás y preparar tus estudios para el cuatrimestre. Te enseñan a utilizar su sistema, a conocer el modo de calificación que utilizan, etc.

Luego, empezaron las clases. En mi caso yo tenía 7 asignaturas, de 2.5 ECTS. Todas las asignaturas eran en un principio en alemán, sin embargo, en la primera clase siempre me presentaban a los profesores, me preguntaban si sabía alemán (sino lo decía yo), y me decían que la podían impartir en inglés sin ningún problema, por mi. Lo más sorprendente, es que a todos los compañeros de clase les parecía bien. No quiero ni imaginar que pasaría aquí en Alicante si un alumno que no sabe español viene a clase y pide que la clase sea impartida en inglés, lo que sé es que la mayoría no estaría de acuerdo, incluído el profesor.

Durante mi tiempo libre de las clases, parte del tiempo la dedicaba a continuar mi TFG (Trabajo de Fin de Grado). Pero el resto a disfrutar de la vida de allí. Siempre había planes de donde escoger, entre ellos excursiones, fiestas, o simplemente quedar con amigos para lo que surja. En mi día a día, muchas veces quedábamos para hacernos una cerveza en la sala común, salíamos al jardín a jugar al frisbee o speedminton, hacíamos barbacoas, etc.

Además, a menudo hacíamos cenas o comidas en la habitación de alguno, donde tienes la oportunidad de probar algo típico de el país del que cocina en cuestión. Todo esto lo hacía con diferentes personas, ya que éramos muchos, y por tanto, unas veces quedas con unos y otras con otros.

Pero lo mejor fue la naturaleza y cultura del país. Puch Bei Hallein, ciudad donde vivía y a 12 km de Salzburgo, se encuentra en la periferia norte de los Alpes austríacos, por tanto los paisajes desde allí hacia el sur eran alucinantes. Los alrededores están repletos de ríos, lagos y montañas de más de 2000 metros, que mientras en invierno son pistas de esquí, en verano se convierten en lugares verdes y frondosos, llenos de animales sueltos por el paisaje, y que todavía en junio, presentaban un contraste interesante: las montañas estaban verdes de mitad para abajo, y blancas por la nieve en la mitad superior.

Esto me brindó la oportunidad de visitar cuevas de hielo, montañas alpinas, y varios castillos traídos de cuentos de hadas.

En general fue una experiencia muy gratificante en todos los sentidos, donde he mejorado mi inglés, el cual era uno de mis objetivos, he conocido a varios amigos que sé que los mantendré para toda la vida, y he vivido una experiencia alpina que nunca hubiera imaginado tener.

 

Alex Jóver
Estudiante de Ingeniería Multimedia EPS

Debes estar logueado para poder comentar

EPSAlicante

Twitter EPSAlicante Facebook EPSAlicante Google+ EPSAlicante  

Blog LabsEPS Linkedin EPSAlicante Radio Politécnica RSS Revista Politécnica

Versiones impresas

Galería de fotos

Recibir novedades