el azud de mutxamel

Los Azudes, eran pequeñas barreras transversales o presas que podían ser rectas, curvas o quebradas y se construían en ríos o barrancos para elevar el nivel del caudal del agua que circulaba por estos cauces y así poder derivar parte de ésta, a extensas redes de acequias que se dividían sucesivamente en conducciones más pequeñas para regar grandes extensiones de regadío.

Cuando las aguas llevaban partículas de tierra, aparecía un proceso de sedimentación y el azud funcionaba como dique de retención. Aguas arriba del azud se formaba un remanso siempre y cuando el volumen del caudal no fuese elevado y en dichas zonas, se modificaba la relación existente entre el nivel de las tierras y el de las aguas, haciendo que lugares que estaban secos ahora se inundasen por la acumulación de tierras, elevando además la capa freática.

 

La cultura musulmana, perfeccionó las técnicas del riego para la agricultura, aprovechando los sistemas de riego romanos encontrados y junto con sus propios conocimientos, lograron un gran aprovechamiento del agua hasta el punto de que fue el motor de una importante revolución agrícola en el siglo XI. El rio Monnegre, situado en la provincia de Alicante, dispone de tres azudes para la distribución de las aguas a la huerta, en las localidades de El Campello, San Juan y Muchamiel siendo una muestra cercana a nosotros, estas construcciones hídricas. Están compuestos por una presa o azud, después, una casa mata o casa de compuertas, para regular el volumen de agua entrante, a continuación el desangrador y el aliviadero y por último, la acequia mayor. Así, el agua procedente del azud, a través de las acequias llegaba a los campos de cultivo. El azud de Muchamiel, es el más antiguo de los tres y el más impresionante de ellos. Está dentro de los elementos y bienes catalogados del término municipal de Muchamiel, dentro del patrimonio etnológico con protección rural-entorno. Está construido sobre sillares de piedra en la base del edificio y muros de mampostería enlucidos con mortero bastardo y vigas de madera para soportar los forjados. Está situado en la partida de la Almaina y se le conoce como Les Fontetes o Assut Vell y se trata de una presa de derivación y retención construida antes que el Pantano de Tibi funcionando desde el siglo XIII y se encuentra en el rio seco en la cabeza de la huerta y deriva el agua hacia la acequia mayor dividiéndose ésta en 22 ramales que se subdividen en otros más pequeños. Junto al azud se encuentra la casa mata en la que existen dos compuertas de regulación de entrada y corte de aguas, que maniobraba el assuter, siendo ésta, la persona encargada de controlar el caudal del agua que entraba en él, prestando atención, a las posibles riadas para encauzar las aguas a la huerta.

Al comienzo de la acequia mayor también existen cuatro compuertas o aliviaderos que también controlaba la misma persona. Se piensa que fue construida en el siglo XIII, aunque anteriormente pudo existir una presa de arco de medio punto de origen romano. Los primeros datos que se conservan datan de finales del siglo XV pero, a partir del siglo XVI, se encuentran referencias más concretas. Durante el paso del tiempo, ha sido afectada por diversas riadas, dañando al azud en parte y como consecuencia reparaciones posteriores del mismo. Como anécdota se puede datar, que en agosto de 1789 una gran avenida de agua provocó la rotura de los azudes de San Juan y Muchamiel inutilizando la acequia mayor y en septiembre de 1793 una gran avenida destruyó el azud de Muchamiel y su casa mata hasta su segundo tragante. Paralelamente a las riadas, también se suceden los efectos opuestos, las crisis de las sequías, siendo la más fuerte la del año 1489 que coincide con el milagro de la Santa Faz frente a la sequía produciendo fuertes riadas.

Es importante hacer hincapié, en el tema referente a la recuperación del patrimonio como recurso turístico permitiendo al caminante, a través de itinerarios marcados, conocer lo que ofrece la naturaleza, la historia y las tradiciones de nuestros pueblos, admirando construcciones antiguas como esta infraestructura hidráulica que en el pasado ha sido de gran importancia para el riego de nuestra huerta y que son desconocidas por los habitantes del lugar y los turistas que quieren conocer el entorno y su riqueza.

 

Juan Amérigo

Profesor de Arquitectura Técnica

Debes estar logueado para poder comentar

EPSAlicante

Twitter EPSAlicante Facebook EPSAlicante Google+ EPSAlicante  

Blog LabsEPS Linkedin EPSAlicante Radio Politécnica RSS Revista Politécnica

Versiones impresas

Galería de fotos

Recibir novedades